Cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar análisis de uso y de medición de nuestra web para mejorar nuestros servicios.
Si continúa navegando consideraremos que acepta su uso.
Para obtener mas información sobre qué son las cookies y cómo cambiar su configuración visite nuestra página Política de Cookies

Claves para escoger las estanterías de un almacén

Martes,
27 de Marzo de 2018
Las estanterías de un almacén son una pieza fundamental para muchas empresas, sobre todo para todas aquellas que tienen que almacenar una gran cantidad de productos. Por este motivo es tan importante...

...escoger las estanterías que más se adapten a las necesidades de cada negocio.

La elección correcta

Las estanterías metálicas industriales, además de responder a las necesidades de cada tipo de almacén, deben de ofrecer una gran seguridad, ya que este aspecto es fundamental para evitar accidentes no deseados. Aquí hay que destacar que también es importante respetar las limitaciones de cada estantería.

Por otro lado también es muy importante que las estanterías tengan una perfecta capacidad de organización. Lo ideal es adquirir una estantería específica al tipo de producto a almacenar, puesto que esto facilita en gran medida el trabajo y ofrece posibilidades de mejorar la productividad de la empresa.

A la hora de escoger la estantería adecuada para un almacén, es imprescindible conocer las necesidades del mismo, ya que de ellas dependerá el tipo de mobiliario a adquirir. Una buena estantería metálica además de ofrecer la máxima organización y aprovechamiento del espacio, es una gran inversión a largo plazo, ya que su vida útil es muy amplia.

A tener en cuenta

Para elegir la estantería metálica adecuada para un almacén hay que tener en cuenta diversos factores. A día de hoy existe una gran cantidad de mobiliario de almacenaje de este tipo, por eso resulta algo más complicado adquirir aquellas estanterías ideales a las necesidades de cada tipo de almacén.

Uno de los aspectos más importantes a tener en cuenta a la hora de adquirir una estantería para el almacén, es la capacidad de carga de la misma, ya que este aspecto es fundamental. Para almacenar productos de gran volumen y peso en la estantería, la capacidad de carga deberá ser mayor, ya que le brinda más estabilidad.

El tipo de montaje de la estantería también es algo a tener muy en cuenta a la hora de elegir la correcta estantería para el almacén. En la actualidad existen en el mercado una gran variedad de estanterías que no llevan tornillos, sin duda esta es la mejor opción, ya que se ahorra todo el tiempo de montaje y se evitan algunos problemas.

También hay que tener muy en cuenta el tipo de estantes que posee la estantería metálica para el almacén, ya que aunque muchas personas puedan pensar que serán del mismo material, existen una gran variedad de estos, como metálicos o de conglomerado, entre otros. Los estantes se deben elegir teniendo en cuenta las necesidades de almacenaje.

Por último, pero no por ello menos importante, las medidas de las estanterías son fundamentales. Las medidas de las estanterías varían mucho, ya que los espacios en los que deben instalarse son de lo más variados. Por otro lado hay que destacar que también existen estanterías modulares, que permiten crear medidas personalizadas, ya que se pueden añadir o quitar módulos en función de las necesidades de cada uno.

Tipos de estanterías

Lo cierto es que elegir la estantería adecuada de un almacén no es un proceso tan sencillo como parece, y es que a día de hoy existen una gran variedad de estanterías en el mercado, y cada una de ellas tiene unas características muy concretas que las hacen ideales para algunos almacenes y tipos de productos.

De todo el abanico de posibilidades que ofrecen los mercados en la actualidad, existen algunos tipos de estanterías más utilizados para los almacenes, y es que están consideradas las más funcionales y las que más garantías ofrecen, aunque no hay que olvidar que cada almacén tiene unas necesidades específicas.

Hay que tener en cuenta que según el tipo de producto a almacenar, las estanterías del almacén tendrán que tener unas u otras características, puesto que no es igual una estantería para almacenar productos voluminosos y pesados, que una estantería para almacenar archivadores, por ejemplo.

Teniendo en cuenta esto último, estos son algunos de los tipos de estanterías más utilizados en la actualidad en los almacenes.

Estanterías de carga manual

Las estanterías de carga manual son las más habituales de ver en cualquier tipo de empresa, ya que se utilizan tanto en las zonas donde se reciben pedidos, como en zonas de mantenimiento, archivo o almacenaje de mercancías ligeras. Estas estanterías son ideales para todos estos usos, ya que poseen una gran estabilidad.

Además estas estanterías son muy sencillas de montar, puesto que no necesitan de tornillos ni tuercas, por lo que no son necesarias herramientas para su instalación. Otra ventaja que poseen es que son modulares, por lo que se pueden añadir o quitar módulos según las necesidades de espacio o almacenaje.

Una de las mayores ventajas que presentan este tipo de estanterías es que se adaptan a todos los tipos de almacenes, ya que sirven para almacenar cualquier tipo de mercancía de manera manual. Además permiten aprovechar el espacio al máximo, algo esencial a la hora de adquirir una estantería de almacén.

Estanterías carga manual altillos

Las estanterías de carga manual para altillos también se encuentran entre las más utilizadas, ya que permiten aprovechar al máximo la altura del almacén. Además también son una magnífica alternativa para subsanar los problemas de espacio de una forma sencilla, algo que necesitan muchas empresas.

Una de las mayores ventajas que presentan estas estanterías es que no requieren de obras, son muy fáciles y simples de instalar, y de una forma sencilla se gana un espacio extra. Estas estanterías se pueden instalar en cualquier tipo de local o almacén, ya que se trata de una estructura rígida sin soldaduras.

Además como ventaja añadida hay que destacar que en caso de traslado o modificación del espacio, la instalación se puede recuperar sin ningún tipo de problema, algo muy importante a tener en cuenta. No cabe ninguna duda de que los Altillos para vanos medios son una gran alternativa para cualquier almacén.

Estanterías de carga manual pesos pesados

Para las empresas que requieren almacenar materiales de gran peso, las estanterías de carga manual pesos pesados son la mejor alternativa. Estas estanterías están diseñadas especialmente para almacenar este tipo de materiales, por lo que se adaptan a las necesidades de los mismos a la perfección.

Estas estanterías metálicas son galvanizas y de fácil montaje, al igual que el resto, ya que tampoco llevan tornillos ni tuercas ni se necesitan herramientas para su instalación. Además poseen un diseño modular, lo que permite que se adapten de manera sencilla a todos los espacios, añadiendo o quitando módulos según las necesidades.

Estanterías paletizadas

Las estanterías paletizadas son sin duda la mejor alternativa para aquellos almacenes en los que hay que acceder al producto de manera rápida. La mayor ventaja que presentan este tipo de estanterías es que se adaptan a todos los productos a almacenar, independientemente de su peso o de su tamaño.

Estos tipos de estanterías metálicas industriales están fabricadas en acero galvanizado, por lo que ofrecen una alta resistencia contra golpes y rayaduras, algo fundamental. Los niveles de las mismas se pueden regular en altura cada 50mm, por lo que se adaptan a la perfección a todos los materiales almacenados.

Estanterías Cantilever

Por último, pero no por ello menos importante, encontramos las estanterías Cantilever. Estas estanterías están especialmente diseñadas para almacenar y organizar materiales de gran volumen o longitud, como son por ejemplo tablones de madera, tubos o perfiles, entre otros materiales.

Este tipo de estanterías son muy resistentes, ya que cuentan con un sistema de brazos capaz de aguantar cargas muy pesadas, de hecho cada brazo sostiene entre 500 y 1.500 kilogramos de peso. Sin duda son una gran alternativa para almacenar materiales pesados con la máxima seguridad.

Las Estanterías Cantilever Grandes Cargas están especialmente diseñadas para almacenar materiales largos en el mínimo espacio, algo esencial para muchos almacenes. Además se pueden incorporar a ellas algunos accesorios, como por ejemplo topes de brazo, protecciones de entrada o estantes continuos de piso metálico o de madera.

Estas estanterías van ancladas al suelo del almacén con anclajes expansivos, para garantizar la máxima seguridad. Por otro lado hay que destacar que sus brazos son regulables en altura cada 50 mm, y los hay de diferentes fondos y capacidades, para que se adapten a todas las necesidades.

Conclusiones

Como se puede comprobar, en la actualidad existen una gran cantidad de estanterías metálicas para almacenes. Tras ver algunos de los tipos de estanterías más utilizados, se puede afirmar que cada una de ellas está diseñada para unos fines u otros, que por cierto es muy importante respetar.

Antes de escoger las estanterías del almacén es imprescindible conocer cuáles son las necesidades del mismo, ya que de esta manera se podrá adquirir el mobiliario de almacenaje más adecuado para las mismas. Además también es muy importante conocer bien el espacio del que se dispone para su instalación.

Por otro lado es importante fijarse en las especificaciones de las estanterías, ya que de esta manera se pueden evitar sustos innecesarios. El objetivo que se persigue con cualquier tipo de estantería es almacenar productos optimizando el espacio disponible al máximo, pero sin renunciar a la máxima seguridad en todo momento.

almacenamiento

« volver